En riesgo de cárcel directivos de equipos de Liga MX

La Comisión Federal de Competencia Económica que investiga actualmente a clubes de la Liga MX tiene en la lupa al denominado “pacto de caballeros”.

La práctica con la que los directivos traban la libre contratación de jugadores motivó al organismo a abrir la investigación de oficio al futbol mexicano por presuntas prácticas monopólicas absolutas, informó una fuente de la FMF.
La comunidad del futbol mexicano se expone a penas de entre 5 y 10 años de prisión, en caso de violar la Ley Federal de Competencia Económica.
“Consisten en multas a las empresas por un monto de hasta el 10 por ciento de sus ingresos. Multas a las personas físicas o bien inhabilitación para llevar a cabo cargos directivos hasta por un periodo de 5 años.
“Estas prácticas monopólicas absolutas no sólo están prescritas en la Ley Federal de Competencia Económica sino que son un delito, están tipificadas como delito en el Código Penal federal y eso podría hacer que quienes cometan este tipo de conductas pudieran ir a la cárcel entre 5 y 10 años”, dijo el titular de la Autoridad Investigadora de la Cofece, Sergio López.
Para librar el castigo, estaría a prueba la lealtad de los “caballeros” del futbol mexicano.
Existe un Programa de Inmunidad en el que un agente económico que haya incurrido en dichas prácticas puede aportar datos y colaborar con la investigación, a cambio de reducciones en la multa y hasta beneficios en materia penal.
El primero que se ofrezca paga un salario mínimo y no el 10 por ciento de sus ingresos; el segundo tiene un descuento hasta del 50 por ciento; el tercero, del 30, y el cuarto, del 20. Todos tienen inmunidad penal.
Carolina García, investigadora del Instituto Mexicano para la Competitividad, señaló que el retener a un jugador, aún cuando termina su contrato, y concertar con otros equipos para que nadie oferte por él, es una práctica monopólica.
“Existen convenios, acuerdos, regularmente son acuerdos de palabra. No todos los equipos se manejan de la misma forma, pero yo pensaría que una de las razones por la que la Cofece está organizando esto es porque existen estos acuerdos sobre jugadores que tienen una carta libre.
“Un jugador tiene un contrato con un equipo equis tiempo, dos años por decirlo así, y cuando queda libre existen estas prácticas entre los equipos. Se ponen de acuerdo para que los precios de un jugador no sean los mismos, por ejemplo, si un jugador vale 120 y no quieren pagar 120 buscan la forma en ponerse de acuerdo para bajar el precio y no está siendo libre mercado”, explicó García.
“Un jugador cuando quiere cambiar de equipo en México no es dueño de sus decisiones. Los equipos retienen al jugador, le dicen ‘no, no te voy a vender hasta que ofrezcan tanto’ y se ponen a hablar entre los mismos equipos y se dicen ‘no, no ofrezcas tanto porque yo no quiero dejar ir a este jugador'”.

(Con información de REFORMA)

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!